10 apartes del libro de Carolina Cruz… and the baby

carolina cruz imagen comercial modelo colombia
Carolina Cruz Empresaria

Este 8 de abril ha nacido Matías Palomeque Cruz, el esperado hijo de Carolina Cruz y Lincoln Palomeque, tal vez el bebé mas mediático desde antes de nacer, justo unos pocos días después del lanzamiento del libro y autobiografía de su señora madre Carolina Cruz titulado “Mi mundo, mis huellas”. Son 160 páginas de una prosa delirante, llena de unos pasajes que nos dicen mucho del escasito IQ de la autora.

Para que juzguéis vosotros, aquí les citamos los apartes más rocambolescos y lamentables de este relato que consta de 9 capítulos, un prólogo de Yaneth Waldman (pueden saltárselo, es solo flores y más flores pendejas) y uno escrito por la mamá de Carolina Cruz (sí, la misma que concursó en A Otro nivel). Es irónico que en la solapa del libro invite que la sigan en redes sociales, donde ella vive bloqueando a medio mundo, como a esta casa editorial pobre pero honradapara no ir más lejos.

Y como este libro no lo va a analizar Marianne Ponsford ni a balazo, sino desocupados como uno, aquí les traemos nuestras opiniones:

1. Carolina Cruz, de dónde vengo

En este capítulo nos relata experiencias traumáticas de ella como la que milita a páginas 25 y 26 del libro, donde cuenta:

“(…) Cuando trabajaba en Muy Buenos Días, el director del programa siempre proponía que nos disfrazáramos en Halloween. Yo me hacía la boba. A mí que no me gustaba para nada, mucho menos soportaba la idea de salir así en televisión. Un díaa se lo tomó en serio y decidieron que todos nos teníamos que disfrazar de la vecindad del Chavo. Me tocó disfrazarme de Doña Florinda  y ponerme un rulo gigante en la cabeza para el peinado. Todo el programa estuve histérica (…)”

En la página 27 hace otra confesión deliciosa:

“(…) Tomé tetero, chupé dedo y me hice pipí en la cama hasta los 11 años (…)”

Bueno, querida:. ¿Tetero? ¿Chupé? ¡No me la pongas tan fácil!

En la página 29 nos cuenta su mal gusto musical:

“(…) escuchaba en el equipo de sonido a todo volumen Mis ojos lloran por ti de Big Boy que fue mi primera canción favorita (…)”

Y si lo digo en la 27 no fuera poco, la remata en la 31 diciendo:

“(…) como chupé dedo hasta los 11 años  tenía los dientes horribles y tan separados que me cabía sin problema el Titanic (…)”

Garganta profunda, ¿eh?

En la página 32 nos define su noción de Karma, con una profundidad…

“(…) Karma: Para mí es casi lo mismo que la justicia divina:  no hagas a otros lo que no quieres que te hagan a ti. Lo que das, regresa, si eres bueno, recibes cosas buenas si no, pues el resultado no será tan positivo (…)”

#GraciasFaryd.

2. Carolina académica

Carolinita nos confiesa además sus grandes conflictos académicos, haciendo remembranza de un colegio al que ella recuerda con mucho cariño, muy a pesar de haberse tirado dos veces el sexto y dos veces el octavo:

“(…) Tuve que irme porque ya había perdido dos años y no estaba permitido repetir el tercero en el mismo colegio, así que Amparo Rey, la rectora en ese entonces, con todo el amor del mundo me dijo: Carito, ve a otro colegio, haces Octavo de nuevo, y puedes volver”: Pero yo sabía que eso no iba a pasar, que si me iba no iba a volver, y eso me partió el alma (…)”

De las pruebas ICFES ni hablemos, ¿no? Y es que Historia tampoco es el fuerte de Carolina, porque a página 37 nos cuenta:

“(…) Una de mis primeras presentaciones en público, a los 14 años, fue cuando Pelé visitó Cali para el lanzamiento de unas camisetas y a promocionar el mundial del año 92(…)”.

Carito: El mundial fue en el 94 #Fact. De eso mejor haber consultado con Lincoln #OkNo.

3. Carolina Cruz: madre, amiga… fiadora

A pesar del título, no hay “resultados sexuales” en este capítulo.  Solo se refiere a pagina 49 de un hombre  que  “(…) Durante la comida me propuso que tuviéramos algo, pero yo le dije que era imposible, que amaba a mi novio aunque estuviera lejos, así que muy respetuoso entendió (…)” Uy, sí, cómo no…  Cuando ese primer novio regresó,  en las páginas 53 y 54 nos habla de una escenita de celos en Cartagena con destrozos en hotel y todo.  Y para que sepamos lo mal que la pasó, nos comenta a página 55 que “(…) quedó debiéndome plata, y además me dejó con una deuda a su nombre en el Icetex (deuda que menos mal ya pagué(…)”. Sí señores, ¡Carolina Cruz pudo pagar una deuda en el ICETEX y vive para contarlo!

4. Carolina Cruz: mujer, reina… ídolo

Relata su paso como Señorita Valle en el Concurso Nacional de la Belleza. Según ella, en las páginas 63 y 64, “(…) Nunca voy a olvidar el día que conocí a u reconocido diseñador y entrenador de reinas de nuestro país que luego le dijo a mi mamá “Si Carolina quiere ser Señorita Colombia, debe ir conmigo a Cartagena”. Pero yo preferí a mi amigo y diseñador que tanto quiero y admiro, Andrés Otálora (…)” ¿O sea, nos vas a decir que no ganaste porque no contrataste a Alfredo Barraza? Y estos son de leche…  Sobre su habitual conflicto por la nariz, nos dice en la página 65 que “(…) Con todo y eso y tan solo 20 años, no faltó gente que me criticara por mi nariz, que para muchos es horrible, porque era muy “aparatosa”(…)”

5. Drama: por pagar la luz no viajó a Miami

Este sí que es el episodio más delirante de todos. Carolina Cruz, por tratar de verse tan “mortal” como todos nos confiesa en su autobiografía auténticas joyas literarias como estas, donde relata sus duros días post- separación de sus papás:

Pág. 75-76: “(…) También se repartieron las responsabilidades económicas, y una de las de mi mamá era pagar los servicios de la casa en la que vivíamos con mi hermano. Ella trabajaba de profesora de música en un colegio de Cali, y la situación  era difícil. Un día llegué de trabajar y toda la cuadra tenía luz menos mi casa. Yo no entendía nada, cuando entré, mi mamá estaba prendiendo velas y me contó que no había podido pagar la luz y por eso la habían cortado. Yo había ahorrado mis primeros sueldos para viajar a Estados Unidos por primera vez y conocer Disney. Pero cuando mi mamá me contó que debíamos tres meses de salud y por no pagarlos nos habíamos quedado a oscuras, la única solución fue tomar mis ahorros y pagar la luz de mi casa. Viajar y conocer estados Unidos era otro sueño que se venía al piso (…)”

Vamos, lo que se dice tener clarísimas las prioridades…

Pag. 79: “(…) En el año 2002 empecé a hacer reemplazos en el set para Noticias RCN porque Catalina Aristizabal había renunciado. Andrea Serna dejaba los sábados y domingos para encargarse de las notas entre semana, y me querían a mi para reemplazarla junto a Claudia Bahamón. En mayo tomé la decisión de traer a toda mi familia para Bogotá mientras yo asumía los gastos de mi casa(…) Pero cuando todo parecía estar listo después de algunos días de hacer reemplazos con la ilusión de que sería parte de las presentadoras más famosas del país ¡oh sorpresa! Me aclararon que yo no era la elegida, sino Adriana Tono. Puedo decir que cuando llegué a la oficina del presidente de RCN, y me dijo “Perdón, Caro, fue un malentendido”, fue el momento más angustiante de mi vida (…)”

O sea, le hicieron un Steve Harvey, antes de que eso existiera. Que prefieran a Adriana Tono, repito ADRIANA TONO, antes que a ti, es para vérselo…o como para tirarse de un sexto piso, a lo Lina Marulanda.

6. ¿Y… dónde esta Laura Acuña?

En la páginas 80 a la 82 del libro de Carolina Cruz la Novia de Colombia relata su llegada y salida de Muy buenos días, de una manera que merece estudio:

“(…) Después de un par de meses, el canal RCN estaba preparando un súper proyecto (risas) llamado Muy Buenos Días y el presidente del canal me llamó y me dijo “Caro, me siento muy mal por lo que pasó, y por eso te hemos tenido en cuenta para este nuevo proyecto, es un magazín familiar (siguen risas). Te va a llamar el director y presentador” Yo había crecido viéndolo a él y a Yaneth Waldman en televisión y me parecía mentira ahora formar parte de un proyecto con ellos (….) A la tercera semana ya tenía que estar desde las 5.00 am y era una oportunidad que no quería desperdiciar, así que con ellos empecé (…) Yo me levantaba todos los días a las 3.45 am, me iba para el canal y llegaba a mi casa a las 8.30 p.m., y después de tres años y medio en Muy buenos días, ya estaba cansada de madrugar y de no tener tiempo para mí (…) Así que cuando apareció la oportunidad de participar en el reality Bailando por un sueño, entré a hacer parte del programa con la convicción de que sería un cambio temporal y volvería a Muy Buenos días. Pero cuando estuve por fuera del programa, entendía que no podía seguir sacrificándome de esa manera (…)”

Que estuviera Laura Acuña en el programa y en realidad tú no te la pasaras ni con agua no tuvo nada que ver, ¿cierto Carito? – Por cierto, en su libro, Cruz deliberadamente omite mención alguna a la bumanguesa-

7. Carolina Cruz empresaria

Este capítulo del libro de Carolina Cruz se lo pueden saltar completamente. No, aquí no habló ni de Consuelito ni de “padrinos”; es solo un largo publirreportaje de todas las marcas con las que trabaja o la tienen de imagen. Con consejos dignos de Administración de empresas para dummies.

8. A broken heart and the music

(u otra cosa, ve tu a saber) Este capítulo pide a gritos ser convertido en una bionovela. En las páginas 112 y 113 nos comenta un episodio digno de Caso Cerrado, y que se presta para muchas lecturas:

“(…) Esta infidelidad me marcó. Yo en el fondo sentía que algo no estaba bien, y que la rutina  de nuestra relación había cambiado. Un día en el que quedamos en vernos como siempre cuando él salía de su oficina, no apareció. Lo llamé varias veces , y yo no soy intensa, pero no me respondía el celular (…) Luego me llamó y me dijo que estaba donde su papá, pero se escuchaba como si estuviera metido en un baño (…) Me dijo que  fuera, salí de mi casa para allá y cuando llegué toqué la superficie del carro y estaba fría ( si acabara de llegar estaría caliente) (…)Entré a su cuarto, él estaba impecable como siempre (…) y le pregunté “¿qué hacías?” Me dijo que acababa de bañarse. Yo dije para mí ¿Bañarse? ¿Acaba de llegar y alcanzó a bañarse? Entré al baño, abrí el lavamanos y me senté a pensar, cuando me dio por abrir el tarro de basura y encontré un preservativo usado. Sentí morirme, que mi mundo se acababa en este instante. Cuando finalmente decidí salir del baño, le pregunté qué pasaba, me dijo que el preservativo no era de él; hablamos, discutimos y me fui de ahí (…)”

No, pues, ¡qué escenita digna de Cheaters, pero con presupuesto de Mujeres al límite!

Y ahora lo que muchos esperarían leer en el libro de Carolina Cruz, su opinión del famoso incidente del and the music”, en la página 118:

“(…) En ese entonces estaba cubriendo Colombiamoda para Noticias RCN y se me acercó una niña practicante del canal NTN 24, aliado de Noticias RCN. Me pidió que por favor le comentara algo sobre la muerte de Joe Arroyo en inglés, y yo le respondí “¿Qué más quisiera yo que poderte ayudar! Pero no tengo ni idea de habar inglés” Ella me insistió “Porfa, Caro, yo te digo qué decir” Y Yo le respondí “No pienses que no te quiero ayudar, pero lo que pasa es que no hablo inglés”. Ella me siguió insistiendo y me dijo que lo único que tenía que decir era “He was a very happy person and the music”. Por boba le dije, listo, dale , y le dí la respuesta. Al otro día, mi amigo (…) me dice “Baby, hay una cantidad de comentarios en un video tuyo de YouTube hablando del Joe Arroyo (…) Me metí a buscar y me dí cuenta de que otro practicante periodista de NTN 24 (…) lo había subido a YouTube para que la gente se burlara de mi supuesto inglés y acabara conmigo. ¿Por qué lo hizo? Ni idea, seguro le caía mal y le parecía una boba (…)”

A ver, vamos por partes: ¿Nos estás queriendo dar a entender que esa frase fue “libreteada”? ¿Cómo era posible que querías viajar a Estados Unidos en el capítulo 4 (años atrás) sin supuestamente saber nada de inglés? ¿Acaso no podías buscar en tu smartphone un traductor inglés-español? ¿Nos crees imbéciles, Gomelina? Por cierto, el vídeo sigue en mi canal de YouTube. Disfrútenlo.

9. Carolina Cruz y Palomeque

En la página 130, antes de hablarnos de su historia cursi con Lincoln Palomeque, ella nos cuenta que “(…) Gracias a la “Chiqui” – se refiere a su fallecida mascota- y al viaje que hice a Sur África –sic- hace más de doce años, vi la otra cara de nuestro mundo en la perfección de cada elefante, jirafa, cebra, león, leopardo, chita, o antílope. Jamás terminaría la lista (…)”  Y eso que no habló de las lobas, hienas, víboras, perras y zorras que abundan en RCN…

De su primera salida oficial con Lincoln dice en la página 133 que “(…) llegue a mi casa y mi mamá estaba despierta esperándome, me preguntó cómo me había ido y le dije “Él es el papá de mis hijos”(Esto no lo sabe Lincoln así que se va a enterar cuando lea este libro) (…)”. Muy optimista tú, Carolina, de que Lincoln va a llegar hasta esta página e tu libro para enterarse de semejante pendejada…

10. Renuncia a RCN

Este capítulo es sobre cómo decidió renunciar a RCN y luego tener a Matías.  Sobre la primera dice a páginas 148 y 149 lo siguiente:

“(…) Revisé mi contrato con mi abogado, traté de pedir una cita en el canal, nunca me pudieron atender, así que viajé con mi carta y se la presenté a la encargada de recursos humanos  explicándole los motivos. Ella se aterró con mi decisión, muchos creían que tenía exclusividad con el canal, pero si la había era de corazón, y jamás en un contrato (…) Esa misma tarde me llegó un correo del presidente del canal en el que me decía que se había enterado de mi decisión, que se pondrían en contacto conmigo para el paz y salvo y se despedía con un “feliz tarde”. No me agradecieron, ni me cumplieron la cita que me habían programado (…) Solo esperaba un “gracias”, después de trece años jamás pensé salir  de la manera en la que salí (…) a los cinco meses viajé a Colombia y mi mánager recibió una llamada  de Juan Esteban Sampedro del Canal Caracol para invitarme al programa Día a día. ¡Me puse feliz! Nunca me imaginé que me llamarían de Caracol, y el canal que en ese momento para mí era un desconocido, hoy es mi hogar (…)”

¿Por qué Carolina Cruz deliberadamente omite decir que estuvo buscando ofertas laborales en canales en Miami y que nadie le prestó ni cinco de atención? ¿O que se fue de RCN porque estaba mamada de estar encasillada en noticias de farándula? ¿Y que ya en últimas aceptó en Caracol, porque era eso o hacer televentas en el Uno?

Respecto de su embarazo nos dijo, a páginas 150 y 151 que “(…) Lincoln y yo tomamos la decisión de ser padres el 31 de diciembre de 2015 (…) Este 8 de agosto de 2016 se convirtió en la fecha más importante (…) Había comprado unas pruebas de embarazo en Miami (…) y estaba pendiente de si la noticia llegaba (…) había llegado el momento de hacerme una prueba caseras y saber si lo que pensaba y sentía era una realidad. Seguí uno a uno los pasos de lo que decía la caja en la que venía la prueba de embarazo, esperé el tiempo necesario y ¡Oh sorpresa! Leí “EMBARAZADA” ¡Dios mío! ¡Estaba embarazada! (…)”

A ver, Gomelina, tienes sexo sin protección y qué esperabas ¿Una lavadora?

En fin, el libro de Carolina Cruz cuesta $32.000, pero aquí les hemos resumido lo poco que vale la pena leer. Y sin gorrearlo en la fila de un supermercado.

  • Veroprofunda

    No he parado de reirme de tanta cursilería que publicó esta estúpida. Ese cuento del “and the music” no se lo cree ni ella
    PD: En serio no habla ni mu de Laura Acuña?

    • ALFALINCE

      Y para que hacerlo si para eso están Tevi y Ni-mierdas y Vea que le han dado engrase a más no poder, esa zunga ha tenido suficiente publicidad con lo de su embarazo y nacimiento de su niña.

      • Veroprofunda

        Bueno, lo mío era una prefunta retórica. O sea, qué mejor cachetada para la zunga de la Acuña que ignorarla por completo en el libro de Caritorcida?

        • ALFALINCE

          ¿Solo en el libro? ojala fuera ignorada en todo sentido, hasta en la televisión.

          • Tu tormento +9000 comentarios

            Coadyuvo el comentario

          • Carlos Cespedes

            Tu también bloqueas toda la gente igual que carolina

          • Veroprofunda

            Ganas tuvieramos de bloquearlo a usted de por vida en este blog, p€rra malcogida

          • Carlos Cespedes

            Bruta

        • Tu tormento +9000 comentarios

          Touché!

        • Carlos Cespedes

          Salsa tu criticas que carolina bloquea a la gente de redes sociales y tu que???????? Te pisas la manguera

          • Veroprofunda

            No soy Salsa, Idiota

          • Carlos Cespedes

            Salsa

          • Veroprofunda

            Ya lo ves hasta en la sopa, supéralo!

      • Tu tormento +9000 comentarios

        Esperemos que a esa guaricha no se le de por escribir

        • ALFALINCE

          Favor no mencionarlo, es capaz que esta zunga lee el comentario y se le ilumina el bombillo.

        • Carlos Cespedes

          Si escribes tu que más

    • Tu tormento +9000 comentarios

      Nada, ni la más mínima mención.

      • Carlos Cespedes

        Oye y si odias tanto a carolina para que le das importancia, que ridícula

        • Veroprofunda

          Habló la reina de la ridiculez

          • Carlos Cespedes

            Tu

          • Veroprofunda

            No, esa corona de la ridiculez es eternamente suya

  • Sí señores, ¡Carolina Cruz pudo pagar una deuda en el ICETEX y vive para contarlo! CARITORCIDA LA LEYENDA!! joder ya con eso esta para un nobel!

    *Todo el auditorio se pone de pie*

    • Roy Mustang

      Que lance un libro aconsejando cómo saldar una deuda de esas hahaha

      • Veroprofunda

        Ella la pagó fácil: Con la DEA…bajo. Credinalga Power.

        • asozunga y colgrillas approves this comment

        • Tu tormento +9000 comentarios

          Aceptada en más lugares de los que imaginas

        • Carlos Cespedes

          Pirulin pin pon la misma trilladera y el único….

        • Carlos Cespedes

          Y tu con bocachica power

          • Veroprofunda

            esa es exclusiva suya y de su REPUTAda madrecita

      • seria mas productivo que este libro que saco… mil y un veces XD

      • Tu tormento +9000 comentarios

        Ya eso no es el Kamasutra?

    • Tu tormento +9000 comentarios

      Y demos que ella dice facturar cifras de nueve ceros…

      • Carlos Cespedes

        Y demás que tu dices peores estupideces

        • Veroprofunda

          Habló la reina de las estupideces

  • ALFALINCE

    Esta señora con su embarazo ha fregado a más no poder, pareciese que hubiera sido la única en quedar en se estado, que mujer para intensa, después dijo que ya no fregaría con las fotos d su hijo para no ponerlo en el escrutinio público desde pequeño, ahora resulta que ale con un libro de su “trascendental” vida y dice que se va a retirar de los medios para dedicarse a la criar a su hijo; sinceramente creo que eso es lo que debería hacer, ya en televisión lo ha hecho casi todo (menos presentar noticias, aunque sinceramente espero que nunca lo haga, es muy vacía par eso), en fien, espero que cumpla su promesa.

    PSDATA: Ojala volvieran a publicar más en este portal como antes, en especial sobre la nefasta señora de Kling para poder regarme en “elogios” hacia ella, en otras partes no se puede porque ahora resulta que por cuenta de su maternidad ahora la quieren mucho, saludos.

    • Veroprofunda

      Yo a esa no la quiero, ni arrodillada frente al Papa Francisco

    • Tu tormento +9000 comentarios

      Ya vendrán mejores tiempos…

  • Roy Mustang

    Hahaha esta vieja no lanzó una auto-biografía sino una comedia. Carito debería tomar unas cuantas clases de redacción porque entre el viaje a SURÁFRICA, la escena del condón en el baño y la anécdota del embarazo me dejan claro que no sabe ni dónde está parada. ¿Por qué usar los arbolitos para imprimir basura literaria?

    • Veroprofunda

      Pobre corrector de estilo de ese libro, se dio por vencido

      • Tu tormento +9000 comentarios

        Eso tuvo corrección de estilo?

        • Carlos Cespedes

          Deberías enseñarle

    • Tu tormento +9000 comentarios

      Un minuto de silencio por esos árboles 🌲

  • pasaba_por aca

    No hay derecho tanta gente estudiando literatura, con sueños de escritores y talento para hacerlo, y le publican un libro a esta señora? Hubiera podido escribir mejor un niño de 10 años. La forma en la que escribe parece la de una adolescente escribiendo un diario para si misma, con la esperanza de que nadie lea esas estupideces a futuro. Lo del disfraz de Doña Florinda fue de antología. En serio su mayor trauma era disfrazarse? no pues que conflicto interno tan berraco, bueno pero que podemos esperar de una persona que se graduó mas o menos a los 20 años porque el colegio le quedó grande, cien años de soledad II…mas bien no

    • Tu tormento +9000 comentarios

      Nuestras esperanzas de un segundo Nobel de Literatura se desvanecen con Gomelina…