Ana Lucía Dominguez insiste como empresaria mientras su esposo Jorge Cárdenas insiste como cantante

Este idílico par de tortolitos serán la imagen de la nueva campaña para promover el consumo de chocolate en el país, “Chocolateamos”! ¿Será por lo morenitos que los incluyeron en la lista de seleccionados? Sin embargo que ni se crean que este es todo el chisme de este post, estamos sólo arrancando.

Cómo les parece que el señor Jorge Cárdenas vuelve a lanzarse como músico con un nuevo disco “Cómo te digo que no”, pues no se ustedes pero yo me pregunto Cómo es que ningún productor se atreve a decirle que no, aun cuando ya ha quedado demostrado que como músico es muy buen actor; y hablando de actuar este caballero va a sorprendernos en El capo II como un integrante de los marasalvatrucha y aliado del capo… le sienta el papel.

Pero la industria familiar produce también por el lado de Ana Lucía, su paso por La traicionera no es lo que alimenta el sustento de esta familia que, debe desperdiciarse mucho con los intentos del nene por ser un pop star. No señores, la chica tiene ahora su propia marca de ropa ALD, ropa para mujeres reales, la cual surgió porque según ella no encontraba ropa en el mercado que le quedara como ella quería y al parecer su brillante idea, sobre todo por lo original, le ha dado buenos ingresos al haber familiar.

Las sorpresas no paran y tal y como lo hemos dicho en anteriores ocasiones, a la niña Dominguez se la llevarán del país por un rato, para hacer parte de una producción compartida entre México, E.E.U.U y Colombia. Habrá que tener el ojo abierto a ver de que se trata.

Sin embargo, felicitaciones para esta excelente pareja que aunque por separado daba de que hablar, juntos hace una pareja sensacional para tener en la mira.