Te desafío a ser valiente, Margarita

Y yo pensé que la mafia estaba solo en instancias más protegidas de nuestro país. Pero no, resulta que ahora hasta Margarita Rosa tiene que vivir el acoso de la mediocridad de una región

, representada por unos cuantos en un reality, y al parecer el grueso de nuestros compatriotas no ha podido separar la ficción de la realidad.

Las amenazas no se han hecho esperar luego de la eliminatoria en el desafío por la triquiñuela hecha por los costeños. Para infortunio de Margarita Rosa, de insultos y llamadas incómodas no han bajado los malos ratos que al parecer representantes de la costa del país le han hecho pasar. Por supuesto la pérdida del dinero ganado por los integrantes, ofendió a alguien más que a los mismos concursantes. ¿Pero qué podíamos esperar si ellos mismos piensan que no tiene relevancia hacer trampa en un juego?

Deja mucho que desear un grupo en el que se rechaza la opinión de un clérigo y se aplaude una relación pecaminosa, entre un hombre casado y otra concursante, pero claro, ante estos hechos sus compatriotas no lanzan ningún comentario ni mucho menos un rechazo. Esto deja bastante clara, la idiosincracia que destaca a este pequeño grupo de personas que aplauden la trampa.

El invicto se les cayó pero sin lugar a duda sus coterráneos están haciendo que pierdan algo más que el dinero y los beneficios de la victoria dentro del reality. Habría que pensar si realmente vale la pena arruinar la reputación del grueso de una población gracias a unos cuantos elegidos y a quienes hoy ponen en jaque una de las producciones más vistas en la televisión nacional.