¿Fue suficiente el “De todo corazón, perdón” de Alejandra Azcárate?

A propósito de la columna mil veces leída y criticada de Alejandra Azcárate, ya es conocido que su autora ha hecho públicas sus disculpas por medio de una carta titulada “De todo corazón, PERDÓN”.  Luego de haber pasado un considerable tiempo, la comediante decidió que escribir esa carta era lo mejor, pero al parecer muchos no están suficientemente conformes con este escrito. Luego de la desafortunada columna y la ahora criticada carta de disculpas, qué será de Azcárate y su carrera.

Estamos pendientes siempre de lo que hacen los famosos. Y es que cuando ganan cierto reconocimiento, los actores, presentadores y comediantes del país, no pueden escapar de la mira y críticas del público. Ya conociendo su forma de ser y  de decir las cosas, Alejandra Azcárate se expresó libremente, sin pensar, o recordar, la responsabilidad como famosa, y de tener una columna en un medio de comunicación.

Las palabras se le convirtieron en enemigas y ella al parecer, no lo sospechó. Ahora, muchos comentan que es solamente un acto fallido, una equivocación, y otros, simplemente la condenan porque dan por hecho que así es ella y no se esperaba menos. Se ha puesto en duda toda su carrera y se le quiere desprestigiar en todo aspecto.

“Aclaro que no pretendo ser chistosa. De hecho no lo soy. Cuando la gente se ríe de lo que hago y digo es porque se siente identificada, no porque les cuente un chiste. Eso se lo dejo a quienes saben hacerlo, que no es mi caso. Mi estilo siempre ha estado enfocado en la sátira, el humor negro y el sarcasmo. Hoy acepto que se me fueron las luces, las manos, las patas y hasta el alma”. Dice en uno de los párrafos de su carta.

Alejandra Azcárate aclara que pretendía mostrar una realidad que ella vivió, pero al parecer al generalizar  el tema, terminó hiriendo. Ella tiene mucha responsabilidad en la columna y vemos que el público, siempre crítico, ha sido en su mayoría radical. Algunos afirmaron, además, que había sido plagio su escrito inicial con el que ofendió, comparándolo con artículos como este http://regretfulmorning.com/2011/01/why-you-should-date-a-fat-girl/

A lo que la Azcárate respondió “Se ha especulado en las redes sociales que mi texto es un plagio. Respondo: no lo es. Si investigan encontrarán sin duda no solo un artículo sino centenares similares o casi idénticos al mío ya que es un tema que ha sido tocado por millones de personas en el mundo desde todos los puntos de vista posibles”.

Hasta qué punto se puede arrasar con la carrera de alguien que ha cometido un error de esta índole. El público siempre será fuerte y crítico, y los famosos deben comprender esa responsabilidad que llevan encima. Alejandra podrá aprender de sus errores y pedir perdón, muchos la comprenderán, pero parece que, en su mayoría, es un público radical que no come entero.