Analizando la TV Polémica

[youtube BjVI2X6T-Lk 210 175]

Luego de la polémica salida de los presentadores de la Telepolémica original y la creación de la nueva Telepolémica, Tiro Libre y luego la Telepolémica una vez mas, ya van dos emisiones de la nueva TV Polémica y es el momento de hacer un análisis del nuevo programa de Adolfo Perez y sus amigos Wbeimar Muñoz, Oscar Rentería y Edgar Perea.

Para empezar, se modernizaron contratando a una modelo para que se encargue del chat; su nombre es Johana Polanco y su desempeño es aceptable (o por lo menos mejor que Natalia Guerrero en el programa de CM&) pues no pretende ser experta en fútbol, simplemente resume lo que los chateadores expresan. La escenografía, obviamente es nueva y hay que decir que es muy superior a la esa en forma de balón gigante que tenían en el programa original. En lo demás no hay sorpresas. Quienes disfrutaban de la Telepolémica original disfrutaran de esta en la misma medida. Sigue la moderación muy profesional de Adolfo Pérez, los comentarios serios de Wbeimar Muñoz, y las riñas artificiales entre Oscar Rentería y Edgar Perea. La técnica se ve poco, sobretodo por los lados de Perea.

Eso si, según lo que dice Adolfo Pérez en el segmento inicial, se puede interpretar que la TV Polémica cuenta con mas y mejores imágenes de los partidos que la Telepolémica. Esto tendría sentido pues Telmex tiene los derechos de transmisión de los partidos y pondría la totalidad del material a disposición de su TV Polémica mientras que en la Telepolémica se concentran mas en la entrevista y en el intercambio real de opiniones.

Aqui se ha dicho mucho sobre las Telepolémicas y lo que único que resta anotar es que la competencia es sana. La TV Polémica tiene a su favor que es mas temprano y su apoyo corporativo (Telmex) es mas fuerte economicamente que el de su competidor (CM&) lo cual puede influir en su tiempo de permanencia en televisión. Sin embargo no hay que subestimar el poder de CM& en la televisión colombiana; Yamid Amat hace parte de uno de los consorcios que licitó por el tercer canal. En últimas son las consideraciones comerciales las que determinan la permanencia de un programa al aire. Tal vez la duda sería si en Colombia hay espacio (es decir, anunciantes) para dos programas deportivos el domingo en la noche.