Novio para María y ¿Quién amará a Manuela?

Caracol quien amara a maria Ayer no tuve la oportunidad de ver los lanzamientos de las nuevas telenovelas colombianas Novia para dos y ¿Quién amará a María? Rapidamente cambié de canal entre lo que estaba viendo en un canal extranjero y logré ver fragmentos de las nuevas producciones de RCN y Caracol; primeras impresiones:

  • En RCN un montón de obreros en una obra bailando al son de un reggaetón o algún tipo de música popular que salia por los altoparlantes de la construcción. Como era de esperarse los personajes son bastante estereotípicos. El albañil, es decir el Palomeque pobre, todo un bacán con una familia que lo quiere mucho. El arquitecto, Lincoln ricón, es un cretino que le es infiel a su adorable novia (Manuela Gonzalez) y trata mal a las personas de clase social baja. Como siempre, los ricos son gente superficial, mientras que los pobres son gente alegre y amigable.
  • En Caracol alcancé a ver a una idiota (Katherine Porto) obsesionada con la reproducción; ella va a los parques de barrio a ver a las mamás con sus infantes. Cuando va caminando por la calle, se detiene a admirar a madres transeuntes con bebés de brazos y niños pequeños y hace cara de boba mientras sueña con el dia en que ella misma será madre. Aun no hemos conocido a los cuatro marranos que ella tendrá en cuenta para sus fines reproductivos, pero no sería descabellado pensar que, teniendo en cuenta el alto grado de ridiculez de la historia, uno sea un indio pielrroja, otro un cura, otro un policía, y, por que no otro un obrero como los de Novia para dos. Mejor dicho, a esta pobre la van a poner a acostarse con Village People (bueno, si a los Village People les gustaran las mujeres, pero es otro cuento)

Para resumir, por un lado tenemos a una historia de ricos y pobres llena de estereotipos y caracterizaciones trilladas del trabajador y del empresario colombiano. Por otro lado tenemos una historia con la cual no se puede sentir relacionado nadie. Un ex esposo caricaturesco; una protagonista bobita con una obsesión que en pleno 2008 es sencillamente ridícula: el placer egoista de ser madre. Ah, y Gloria Gomez que tambien es la mamásuegra de Valerie Dominguez en El último matrimonio feliz. Y ya se ven venir esas ‘locas’ situaciones y malentendidos (*sarcasmo*) en los cuales la protagonista debe sortear toda clase de obstáculos para que sus novios no la descubran. Uy qué delicia, qué locura… ¡no se las pierda!